CIE-10: Dispositivos médicos de diagnóstico y de uso terapéutico asociados con incidentes adversos (Y70 a Y82)

  • Y70 Dispositivos de anestesiología asociados con incidentes adversos
  • Y71 Dispositivos cardiovasculares asociados con incidentes adversos
  • Y72 Dispositivos de otorrinolaringología asociados con incidentes adversos
  • Y73 Dispositivos de gastroenterología y urología asociados con incidentes adversos
  • Y74 Dispositivos de hospital general y de uso personal asociados con incidentes adversos
  • Y75 Dispositivos de neurología asociados con incidentes adversos
  • Y76 Dispositivos de obstetricia y ginecología asociados con incidentes adversos
  • Y77 Dispositivos de oftalmología asociados con incidentes adversos
  • Y78 Dispositivos de radiología asociados con incidentes adversos
  • Y79 Dispositivos ortopédicos asociados con incidentes adversos
  • Y80 Dispositivos de medicina física asociados con incidentes adversos
  • Y81 Dispositivos de cirugía general y plástica asociados con incidentes adversos
  • Y82 Otros dispositivos médicos y los no especificados asociadas con los incidentes adversos
NOTICIAS
La desfibrilación es la única intervención eficaz que existe para tratar la parada cardíaca, un problema de salud pública de primera magnitud. Ante estas emergencias, sólo una de cada 20 personas sobrevive a una parada cardíaca repentina cuando ocurre fuera del hospital, cada minuto de retraso en realizar una reanimación básica reduce en un 10 por ciento las posibilidades de supervivencia.
Cada vez es más frecuente realizar segundas visitas a urgencias por motivo de una intoxicación por consumo de cocaína en los servicios de urgencias hospitalarios. Según los resultados prelimitares del estudio MARRIED-COCAINE, un estudio multicéntrico llevado a cabo en 6 servicios de urgencias españoles, al cabo de un mes de la primera visita el riesgo de reconsulta es del 7 por ciento, al cabo del año del 18 por ciento y al cabo de dos se eleva al 22 por ciento. El doctor Óscar Miró, del Servicio de Urgencias del Hospital Clínic de Barcelona, presentó estos datos en la jornada de urgencias por drogas de abuso del jueves pasado, organizada por la Societat Catalana de Medicina d’Urgències i Emergències y Área Científica Menarini.