PUBLICIDAD
Patrocinio
Compartir
Ver también
  • Trastorno bipolar en la adolescencia
  • NoticiasUna aplicación mide el estado de ánimo de los pacientes con trastorno bipolarDos jóvenes emprendedores de la Universidad de California en Berkeley han desarrollado una aplicación para móvil que mide el estado anímico de los pacientes con trastorno bipolar a partir del uso diario que estos hacen de su teléfono...Descubierto el gen de la maníaDos pacientes humanos, uno bipolar y el otro con trastorno por déficit de atención con hiperactividad, tenían duplicaciones en la región cromosómica que contiene SHANK3...
    Leer todas


    PUBLICIDAD



    Quisiera saber más sobre el trastorno bipolar.
    Pregunta:

    Sufro de depresión bipolar. Estoy en tratamiento pero me gustaría saber más acerca de mi enfermedad y de su tratamiento para poder ayudarme en mi mejoría o sanación.

    Tengo la impresión que informándome más de ella podré salir más rápido.

    Respuesta:

    El trastorno bipolar (también conocido como enfermedad maníaco-depresiva) es una enfermedad mental que comprende episodios de depresión y manía serios.

    Se caracteriza por oscilaciones en el estado de ánimo del paciente. En ella se alternan episodios de euforia (fase maníaca) con episodios de tristeza y depresión (fase depresiva), con períodos de estado de ánimo normal entre una fase y otra, aunque esto está sujeto a variaciones individuales en cada enfermo, pudiendo predominar las fases depresivas o las maniacas.

    El trastorno bipolar tiende a presentarse en familias y se cree que, en muchos casos, es heredado. A pesar de los esfuerzos realizados en las investigaciones, no se ha podido encontrar un defecto genético específico asociado con la enfermedad.

    Durante los episodios maniacos el paciente puede presentar diferentes síntomas, como: euforia, se cree que puede realizar los proyectos más descabellados con ideas de grandeza, gran irritabilidad si se le lleva la contraria, duerme poco, no cree necesitar ayuda y la rechaza con gran violencia, etc.

    Durante la fase depresiva está hundido, sin energía, se cree un inútil y se culpa de todo lo negativo que le sucede a él o a su familia, no tiene apetito (en algunos casos sucede al revés, está bulímico), no puede concentrarse en nada, pueden existir pensamientos autodestructivos, etc.

    Todavía no se sabe del todo como se produce la enfermedad, pero se conocen algunos factores que contribuyen. Así, se ha establecido que hay una vulnerabilidad hereditaria y que con frecuencia los acontecimientos vitales que generan mucha tensión contribuyen mucho a precipitar una fase.

    En algunos casos puede haber un único episodio depresivo o maníaco. El resto de los afectados puede conseguir, en general, una buena calidad de vida siguiendo un tratamiento adecuado. Actualmente la enfermedad se puede controlar muy bien con el uso de los fármacos de que se dispone y, en algunos casos, con breves periodos de otros estabilizadores del estado de ánimo, que se tienen que monitorizar periódicamente.

    Un medicamento, el Litio, es generalmente muy efectivo en el control de la manía y la prevención de la recurrencia tanto de los episodios maniacos como de los depresivos.

    En los últimos años, la Carbamazepina y el Valproato, dos medicamentos anticonvulsivos que estabilizan el estado de ánimo, han resultado útiles en el tratamiento del trastorno bipolar, sobre todo en los episodios más rebeldes al tratamiento. A veces estos medicamentos son combinados con el Litio para obtener el máximo efecto.

    Las benzodiacepinas de alta potencia como el Clonazepam y el Lorazepam pueden ser útiles para el insomnio.

    Para la depresión, pueden ser útiles muchos tipos de antidepresivos cuando se combinan con litio, Carbamazepina o Valproato.

    La terapia electroconvulsiva puede ser de utilidad en los casos de depresión severa y/o combinada con manía cuando no responde al tratamiento con medicamentos.

    La psicoterapia puede ser útil como complemento de los medicamentos, al proporcionar apoyo, educación y una guía para el paciente y la familia. Elaborar una tabla donde el paciente anote los síntomas de cambios de estado de ánimo, los medicamentos y los acontecimientos de su vida puede ayudar al profesional de la salud que lo atiende a tratar la enfermedad en forma óptima.

    Debido a que la enfermedad maniaco-depresiva es recurrente, se recomienda y casi siempre se indica el tratamiento preventivo a largo plazo (profiláctico).

    Consultas atendidas por el equipo médico de tuotromedico.com
    ¿Qué médico me puede tratar?
    Buscar
    Servicio ofrecido por abcmedico.com
    Elena Galán Pérez
    Psicólogo (Rota)
    Lodeiro Psicologos
    Psicólogo (Oleiros)
    María Luz Losada Somoza
    Psicólogo (Cambados, Pontevedra)
    Orienta Gabinete.com
    Psicólogo (Cambados)
    Margarita Souviron Lopez
    Dietética, Dietista, Homeópata (Málaga)
    Joaquín María Solé Monserrat
    Psicólogo, Psiquiatra (Tarragona, Reus, Amposta, Vinaròs)
    Enrique García Castellano
    Psiquiatra (Sevilla)
    Miguel Meersmans Sánchez-jofré
    Medicina alternativa, Medicina legal, Psicólogo (Granada)
    Teresa Carot Subirats
    Psicólogo (Vilanova i la Geltru)