Oídos. Enfermedades y síntomas relacionados

Acúfenos

Acúfenos o tinnitus son aquellos ruidos en el oído que no están producidos por ningún sonido ambiental. Son pequeños zumbidos que solamente los escucha quien los padece y que pueden causar un problemas para dormir o estrés.

Colesteatoma

Un colesteatoma es un quiste cutáneo que se localiza en el oído medio. Hay dos tipos de quistes: el colesteatoma congénito y el colesteatoma adquirido como complicación de una infección crónica de oido. Los colesteatomas suelen estar asociados a un funcionamiento defectuoso de la trompa de Eustaquio.

Disfonías audiógenas

Las disfonias audiógenas son alteraciones de la voz como consecuencia de un déficit auditivo.

Dolor de oído

El dolor de oído se produce por la acumulación de líquido en el oído medio y por la presión que este líquido acumulado ejerce sobre el tímpano y otras estructuras circundantes.

Drenaje timpánico

El drenaje timpanico es un procedimiento quirúrgico que se realiza para drenar (dejar paso a) las secreciones del oído medio al oído externo, mediante una incisión en el tímpano y la inclusión de unos tubos en éste.

Higiene de los oídos del anciano

El procedimiento para la higiene de los oídos de la persona anciana consiste en humedecer con agua o suero salino el bastoncillo o gasa. Introducir en el orificio y limpiar suavemente y sin forzar. Utilizar un bastoncillo o gasa para cada orificio. Secar.

Laberintitis

La laberintitis es la inflamación del aparato interno del oído o laberinto.

Mastoiditis

La mastoiditis es la inflamación, normalmente por un proceso infeccioso, del hueso mastoideo que es parte del hueso temporal, situado detrás del pabellón auricular.

Otitis aguda externa

La otitis aguda externa es la inflamación del conducto auditivo externo (C.A.E.), que se da en nadadores y se caracteriza por dolor de oído y picor.

Otitis media

La otitis media es una inflamación persistente de la mucosa que recubre el oído medio, se produce una exudación líquida que queda atrapada, por el cierre de la trompa de Eustaquio, y por ello se produce dolor y alteración de la audición.

Otosclerosis

La otoesclerosis es una enfermedad producida por un crecimiento anormal de los huesos del oído medio que provoca pérdida de audición y cuyo tratamiento recomendado es la estapedectomía, consistente en la sustitución del estribo por una prótesis.

Pericondritis

La pericondritis es una infección de la piel que rodea al cartílago. La pericondritis más habitual se localiza en la oreja y la causa más frecuente es por infección de la bacteria Pseudomona Aeruginosa

Rotura de tímpano

La rotura del tímpano suele producirse por una diferencia de presión entre la parte interna y la parte externa del oído. La trompa de Eustaquio es una conexión entre el oído medio, la parte posterior de la nariz y la parte superior de la garganta. Mediante esta comunicación el oído medio tiene la misma presión que el oído externo y el tímpano mantiene su estabilidad.

Sabañón

Un sabañón es la inflamación de los vasos sanguíneos por la exposición de la piel al frío provocando enrojecimiento, picor y ampollas en los dedos, la nariz o las orejas.

Sordera congénita

Uno de cada 1.000 recién nacidos sufre graves problemas de pérdidas auditivas ya al nacimiento. El número de nacidos con pérdidas auditivas menores es 2 a 3 veces mayor. Los déficits auditivos de la infancia pueden dar lugar a alteraciones permanentes del lenguaje receptivo y expresivo. La afectación que produce la sordera es mayor en los niños con otras deficiencias sensoriales, lingüísticas o cognitivas que en los que, por lo demás, están sanos.

Tapón de oído

El tapón del oído se describe cuando la cera del conducto auditivo externo bloquea el conducto totalmente y produce una falta de audición.

Vertigo de Ménière

El vértigo de Ménière es una enfermedad caracterizada por la presencia de acúfenos (ruidos en los oídos), falta de audición en brotes y vértigo por un espacio de tiempo variable.