Preguntas médicas respondidas por nuestros especialistas médicos

de 1 Valoraciones

¿Cuales son los métodos más eficaces para dejar de fumar?

Pregunta

Deshabituación tabáquica: ¿Métodos con mayor índice de éxito? ¿Recomendaciones?

Respuesta

El tabaquismo es una adicción crónica, con recaídas a pesar de un tratamiento correcto, y la base para su abandono, es el convencimiento por parte del paciente de que debe ser así.

El tratamiento tiene dos vertientes; 1º combatir la dependencia física, y así evitar el síndrome de abstinencia y una probable a corto plazo recaída por él, y otra para evitar la dependencia psíquica, responsable de la recaída a largo plazo.

La nicotina ejerce su acción sobre unas neuronas cerebrales concretas, ocupando unos receptores y desplazando a la acetilcolina, su natural ocupador. Al ser estimulados por la nicotina, se produce un aumento de la liberación de dopamina que es el neurotransmisor responsable de la sensación de placer o recompensa que tiene los fumadores al fumar. Además, este tipo de receptores se incrementa al seguir fumando, lo que lleva a que si se deja de fumar, aparece un verdadero síndrome de abstinencia. Por tanto, para tratar esta adicción, se debe tener en cuenta esta acción de la nicotina y tratar la dependencia física a la misma, además de la psíquica.

El tratamiento se basa en dos líneas; tratamiento conductual para la dependencia psíquica, y tratamiento farmacológico para la dependencia física. Dentro de estos tratamientos, existen los de primera línea: Terapia Sustitutiva de Nicotina (TSN), bupropion y varenicilina, y los de 2ª línea; clonidina y nortriptilina. La TSN es administrar nicotina en dosis menores y por vía diferente al tabaco, consiguiendo niveles que atenúen el síndrome de abstinencia, pero insuficiente para crear dependencia. Pueden utilizarse varias vías de administración: oral o en forma de chicles, caramelos o tabletas sublinguales, a través de la piel en forma de parches, o nasal en forma de spray. En cualquiera de esas formas, los niveles de nicotina nunca alcanzan niveles tan altos. Antes de comenzar el tratamiento, se clasifica a los fumadores en 3 niveles de dependencia, teniendo en cuenta el grado de dependencia física (test de Fagerström), el número de paquetes/año y, si se puede hacer, la cooximetría (niveles de monóxido de carbono en el aire espirado).
Publicidad

Chicles de nicotina: contienen nicotina y al masticarlos la liberan y se absorben. Los de 4 Mg deben ser tomados por fumadores con alta dependencia física (suelen ser fumadores de más de 20 cigarros/día, y fuman nada más levantarse), y los de 2 mgr por fumadores de baja dependencia (consumen menos de 20 cigarros al día, y no necesitan fumar nada más levantarse). El tratamiento suele durar habitualmente entre 2 y 3 meses, dependiendo del grado de dependencia, pero no es inusual que dure hasta 6, e incluso, 12 meses. Como efectos adversos puede producir molestias faringeas, mal sabor de boca, ardor y nauseas, además de flatulencia al tragar aire al masticar. Están contraindicados en personas que sufran de arritmias cardiacas o enfermedad coronaria avanzada. No deben masticarse rápidamente, ya que aumentan la liberación de nicotina, de ser hecho lentamente. Si se nota un aumento del sabor, significa que la liberación es excesiva y se debe dejar de masticar durante unos minutos. Debe evitarse consumir sustancias que interfieran con su absorción mientras se usa. Entre esas sustancias están: café, cerveza, bebidas gaseosas... Pueden usarse de forma continuada para conseguir niveles suficientes de nicotina en sangre y que el fumador no sufra el síndrome de abstinencia, o utilizarlos puntualmente para el ¿craving¿ que es el deseo intenso y puntual de fumar que es difícil de frenar.
Publicidad

Caramelos de nicotina: con 1 ó 2 mgr de nicotina, con liberación similar a los chicles. Se utiliza solo en fumadores poco dependientes, y se toman 1 ¿2 caramelos a la hora, reduciendo progresivamente su consumo. El tratamiento suele durar unas 12 semanas. Tiene menos efectos adversos que los chicles.

Parches de nicotina: liberan la nicotina gradualmente y esta se absorbe a través de la piel. Los hay que se colocan las 24 horas, incluyendo la noche.

Ver más: Dejar de fumar

Ver contenido relacionado con Dejar de fumar

¿Qué médico me puede tratar?

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario