Preguntas médicas respondidas por nuestros especialistas médicos

de 1 Valoraciones

Padezco toxoplasmosis con afectación ocular y tratamiento con corticoides pero no noto mejoría. Quiero saber si el tratamiento debe ser crónico y si puedo curarme

Pregunta

Soy un chico de 27 años y padezco toxoplasmosis con afectación ocular, en tratamiento desde hace 6 meses con corticoides.

He perdido visión central en el ojo izquierdo y, a pesar del tratamiento, en mi última revisión no me han notado mejoría, mejor dicho no se sabe a ciencia cierta si he mejorado o no, ya que además de lo previo, se me aprecia ahora una hemorragia intraocular. Ello me lleva a un estado de desconcierto, ya que no está claro si esto es o no favorable.

De momento sigo con corticoides, pero me pregunto si esto es para toda la vida, si tengo riesgo de contraerla en el otro ojo, o si realmente puedo curarme.

Respuesta

La toxoplasmosis es una infección causada por un parásito llamado Toxoplasma gondii.

El sistema inmune de la persona evita que en la mayoría de los portadores del parásito exista la enfermedad (por ejemplo, el 50% de la población de USA está infectado por el toxoplasma). La mayoría son infecciones subclínicas.

Lo que usted tiene es una retinocoroiditis, que aparece como parches blancos-amarillentos dentro del ojo. Las lesiones curadas se ven como cicatrices atróficas con bordes pigmentados. Las infecciones activas aparecen en el borde de las curadas. En el adulto no se puede distinguir si una toxoplasmosis es adquirida o congénita. Las congénitas suelen afectar a los dos ojos y tienen predilección por el área macular (la de visión de precisión del ojo) y se caracteriza por lesiones grandes. Lo habitual es que sólo se afecte un ojo.
Publicidad

Como secuelas, se puede perder la visión central por formación de una cicatriz a nivel foveal o por afectación próxima a la misma o cerca del nervio óptico. Como secuelas tardías puede haber atrofia óptica, desprendimiento de retina, la formación de una membrana neovascular subrretiniana y shunts retinocoroideos que pueden dar, como en su caso, lugar a una hemorragia.

Hay que esperar a que se vaya reabsorbiendo la hemorragia para poder valorar el estado del fondo de ojo. Una espera de un mes sería lo correcto antes de una nueva valoración. Se puede realizar una ecografia para valorar el estado de la retina. Si sigue sin visualizarse el fondo de ojo puede plantearse la extracción en quirófano de la sangre intraocular.

Puede detectarse que una infección está activa mediante la determinación de los niveles de IgG en el humor acuoso o vítreo. Un nivel mayor que el sérico indica una infección activa.(por ejemplo, un coeficiente de Goldamann-Wittner mayor de 3).

La resonancia magnética es más sensible que la tomografía computerizada para diagnosticar lesiones intracerebrales.

Tratamiento:
  • Pirimetamina 75 - 100 mg, vía oral en 24 horas, seguida de 25 mg 1 a 2 veces al día durante 4 a 6 semanas, dependiendo de la respuesta clínica. Durante este tiempo hay que monitorizar la cantidad de leucocitos y de plaquetas. Se dan suplementos de ácido Folínico para evitar la depresión medular.
  • Sulfadiazina 1-2 g, 4 veces al día durante 4 a 6 semanas.
  • Prednisona 60-100 mg al día durante 3 días y bajar a 20-40 mg al día durante 2 a 6 semanas. La prednisona debe dejarse antes de acabar el tratamiento con la Pirimetamina y Sulfadiazina. Los esteroides perioculares están contraindicados por el riesgo de exacerbar las lesiones activas.
  • Esteroides tópicos para controlar la uveitis anterior secundaria.
En cualquier caso no tendrá que continuar un tratamiento toda la vida, sino el tiempo que acabo de decirle. La enfermedad se trata mientras está activa y en los intervalos en que está inactiva, solamente es necesario hacer unos controles por ejemplo cada 6-12 meses. No es previsible que la enfermedad se desarrolle en el otro ojo.

¿Qué médico me puede tratar?

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario