Preguntas médicas respondidas por nuestros especialistas médicos

de 1 Valoraciones

Tengo 71 años y últimamente no logro eyacular ¿Qué me recomienda?

Pregunta

Siempre he tenido muy buena salud y una vida ordenada. No fumo, no ingiero alcohol y en lo alimentario y los ejercicios me cuido bastante. Tengo 71 años, y cinco hijos. Últimamente, mi compañera sentimental y yo, estamos preocupados, porque no logro eyacular. Actualmente tomo Calcium Magnesium Zinc, B 50 Complex y Lecitina de soja, pero no la situación no mejora. ¿Tiene una sugerencia que me ayude efectivamente?

Respuesta

Entendemos que no tiene problemas de erección, sino que o no puede eyacular, o le cuesta mucho.

Este problema se denomina genéricamente eyaculación retardada, y es cada vez más frecuente en nuestra sociedad, asociado al cada vez mayor consumo de fármacos antidepresivos, que pueden causar como problema secundario eyaculación retardada. En su caso, no parece ser este problema ya que no menciona que consuma estos fármacos. Tampoco menciona haber sufrido enfermedades neurológicas o diabetes, que pueden lesionar los nervios de la zona pélvica contribuyendo a que aparezca el problema. Otras patologías podrían ser los traumatismos sobre la zona pélvica. También los tóxicos, sobre todo el alcohol, u otros depresores del sistema nervioso, son causas habituales de este problema. En muchos casos, la causa es psicológica, no orgánica, y las razones pueden ser diversas; el miedo a fracasar por su edad, que genera ansiedad por lo que pensará su pareja, incrementando el problema y convirtiéndolo en un círculo vicioso.
Publicidad

El análisis inicial pasa por realizar una investigación de si existen problemas orgánicos o de tratamientos como los referidos que puedan ser las causas. Si no es así, probablemente se trate de un problema psicológico, y en este caso hay que preguntarse si solo aparece con la pareja actual, y si cuando se masturba le pasa o no. También si durante su vida ha abusado de la masturbación o de la pornografía, ya que estas dos prácticas abusivas producen, en el primer caso, una necesidad de incrementar el estímulo físico para llegar al orgasmo, y que no suele lograrse con el coito, pero si con la mano, y en el segundo, un acostumbramiento a los estímulos sexuales visuales que hace que se pierda el “interés” por la otra persona cuando se está haciendo el amor con ella.
Publicidad

Otras causas psicológicas suelen ser el miedo al compromiso o embarazo con la pareja, y una orientación sexual diferente y no reconocida. La solución no es fácil, pero una vez descartada el origen orgánico, se puede contactar con un sexólogo que les ayudará a orientar el caso. Suponiendo que usted todavía no quiera consultarlo, puede intentarlo por su cuenta. Para ello hay varias estrategias que se pueden intentar:

Lo primero, hablar sinceramente con su pareja para que le quede claro que no es un problema afectivo con ella, y que vea las “ventajas” de no eyacular o hacerlo tarde, como es que ella puede disfrutar más tiempo con usted. Esto le permitirá no estar obsesionado con llegar al orgasmo y disminuirá mucho la ansiedad que el problema le genera, contribuyendo a su resolución. Una vez hecho esto, deben intentar que los juegos de excitación previa al coito sean más prolongados, y sobre todo, que sean más imaginativos (si hay que usar juguetes sexuales, o ver porno juntos, háganlo). Así al llegar al coito la excitación será más alta. Si, además, realizan el coito en la posición más excitante para usted, mejor.

¿Qué médico me puede tratar?

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario
Publicidad

¿Qué es tuotromedico?

Enciclopedia de salud y medicina para todo el mundo

Tener acceso a un extensa enciclopedia médica nunca ha sido tan accesible como con tuotromedico.com. Todo lo que necesitas saber sobre temas médicos escrito para todo el mundo por profesionales médicos con amplia experiencia en asistencia sanitaria.
Simplemente busca por temas, preguntas o parámetros e infórmate antes de tomar decisiones sobre tu salud o la de tus más cercanos. O si lo prefieres, también puedes realizar preguntas dirigidas directamente a nuestro equipo de profesionales para resolver cualquier duda que tengas.

Pregunta al doctor