Preguntas médicas respondidas por nuestros especialistas médicos

de 2 Valoraciones

Llevo años con un dolor lumbar que irradia al testículo y que no mejora con ningún tratamiento, ni quirúrgico ni farmacológico ¿Qué puedo hacer?

Pregunta

Hace seis o siete años que tengo dolor lumbar en el lado izquierdo que se irradia al testículo del mismo lado. Tras consultar con el traumatólogo y hacer tratamientos antiinflamatorios (Voltarén, Celebrex, Vioxx), hace más de un año se me realizó una neurotomía a nivel L4-L5. Como los resultados no fueron satisfactorios, nueve meses después se me practicó una rizolisis también sin resultados.

He seguido tratamientos de rehabilitación (láser, TENS) sin ningún resultado. Consultando con el urólogo, las exploraciones de testículo (ecografía) y riñones (urografía) salieron normales. La RMN, TAC, análisis diversos, etc. son normales pero el dolor sigue existiendo ¿Qué puedo hacer o a quién debo acudir?

Respuesta

No nos indica usted a que diagnóstico llegó su traumatólogo para realizar los distintos tratamientos referidos, pero entendemos por su consulta que en las distintas pruebas realizadas se encontraron lesiones concretas que justificaban su cuadro clínico. Sin remitirnos los diagnósticos concretos, es difícil realizar una valoración concreta de su problema, ya que hay múltiples causa que pueden producir este tipo de cuadros. Por ello enfocaremos su consulta desde el punto de vista de una lumbalgia crónica que no mejora.

La lumbalgia crónica es uno de los problemas más frecuentes de la práctica clínica, siendo también un reto para el médico que las atiende, ya que en muchos casos su origen es oscuro y su tratamiento desalentador. No es una enfermedad ni un diagnóstico, sino un síntoma que puede ser secundario a muy diversas causas.
Publicidad

Cerca del 90 % tienen su origen en estructuras mecánicas de la columna vertebral o adyacentes a ella. En general, las lumbalgias de origen mecánico se caracterizan por empeorar con el movimiento y mejorar con el reposo. Además son fácilmente diagnosticadas mediante la realización de una adecuada historia clínica, exploración física, pruebas complementarias básicas como analítica y radiografías, y en casos concretos con TAC o RMN. En su caso, todo esto se ha realizado, parece haberse llegado a un diagnóstico concreto, y sin embargo, no mejora. No es infrecuente que el tratamiento no sea efectivo, ya que además de éste, suele ser necesaria una rehabilitación postural larga y compleja para que desaparezcan las contracturas musculares que producen que el dolor se cronifique.
Publicidad

El 10% restante son secundarias a procesos no mecánicos, y pueden ser debidas a enfermedades inflamatorias de la columna lumbar o a enfermedades en otros órganos que, por su irradiación del dolor, simulan lumbalgias. Con diferencia, lo más frecuente son enfermedades del riñón y vías urinarias, digestivas y vasculares.

Las lumbalgias de tipo inflamatorio suelen empeorar con el reposo nocturno, mejorar al levantarse y moverse por la mañana y tener alteradas algunas pruebas de laboratorio. Dentro de este grupo es frecuente en pacientes de mediana edad la espondilitis anquilopoyética que produce dolor lumbar moderado irradiado a cara posterior de los muslos. Inicialmente los síntomas son vagos y el dolor es intermitente, para con el transcurso de los años ir aumentando en intensidad. Posteriormente se va produciendo una limitación de los movimientos de la columna vertebral.
Publicidad

Las originadas en otros órganos suelen dar síntomas referidos a ellos, pero a veces su única manifestación puede ser el dolor en espalda, siendo un reto llegar a su diagnóstico.

En su caso, puede suceder que realmente haya una causa mecánica responsable del dolor y que a pesar de los diferentes tratamientos no mejore, o bien que haya otra causa inflamatoria o de origen en otro órgano. De hecho, en su caso se ha investigado un posible origen urinario.

En este punto, sin explorarle y ver sus pruebas complementarias no es posible emitir una opinión fundada, por ello la actitud más correcta sería acudir a un especialista que además de ser un experto en problemas mecánicos de columna vertebral, también esté acostumbrado al estudio y tratamiento de lumbalgias inflamatorias o tenga conocimientos de medicina interna para ser diagnosticar las causadas por afectación de otros órganos.

Este especialista es el reumatólogo, al que deberá acudir llevando todas aquellas pruebas realizadas, y él será el que indicará si hay que ampliar su estudio, o por el contrario hay un diagnóstico que justifique su dolor.

Ver contenido relacionado con Dolor de espalda

¿Qué médico me puede tratar?

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario