PUBLICIDAD
Patrocinio
Inicio > Preguntas > Consejos de salud > Crecimiento > Diagnostico
Mi hijo tiene una edad ósea inferior a la edad real y su estatura es inferior a la media. ¿en qué medida debo preocuparme?
Pregunta:

Desearía saber si un retraso de 11 meses en la maduración ósea se puede considerar significativo.

Mi hijo tiene 8 años y 5 meses y una edad ósea de 7 años y 6 meses. Su estatura es de 124 cm. y su peso de 21 kg.

Ha sido siempre muy delgado y la curva de crecimiento ha ido descendiendo lentamente desde los 3 años. No ha padecido enfermedades crónicas ni agudas dignas de mención.

El pediatra a quien le llevo a revisión cada 6 meses nunca le ha dado importancia a su bajo peso y escaso apetito ya que opina que es constitucional, y es cierto que yo misma fui de crecimiento lento y no llegué a la pubertad hasta casi los 15 años.

El resultado de la radiografía no le he entregado todavía al pediatra, quisiera antes saber si en su opinión se le debiera hacer algún estudio al niño o se puede esperar a ver cual es la evolución.

Me preocupa mucho que se le retrase la pubertad porque esos años de infancia prolongada fueron en mi caso de profunda inadaptación.

Respuesta:

Con el fin de aclarar su pregunta le informo de los siguientes conceptos de utilidad:

La edad ósea refleja la velocidad a la que crece el esqueleto, y no siempre coincide con la edad real (cronológica). Se valora, analizando los huesos que hay en la muñeca (carpo) y mano izquierdas, mediante una radiografía.

En los casos en que hay duda sobre la normalidad del crecimiento, es una prueba que resulta fundamental. Algunos chicos son altos comparados con el resto de sus compañeros de clase, pero tienen una maduración ósea adelantada. Estos chicos dejarán de crecer antes que sus compañeros, por lo que, al final, probablemente no terminen siendo tan altos como parecía.

También ocurre lo contrario, chicos bajos con una edad ósea atrasada pueden llegar a tener una talla final normal, si no tienen alteraciones de otro tipo. Se asocia frecuentemente con retraso en la adolescencia y es una forma de crecimiento que se observa en diversas familias, como fue su caso.

Para determinar la edad ósea de un niño, se compara su radiografía de muñeca con unos modelos existentes para cada edad. No es un procedimiento sencillo y puede haber ligeras variaciones según la persona que realiza la valoración. Se consideran "normales variaciones de alrededor de un año" respecto a la edad cronológica. En su caso por tanto estaremos hablando de u n retraso moderado en la edad ósea.

La talla de cada persona depende por una parte de la herencia de sus antepasados, lo que llamamos "factores genéticos" y por otra, de una serie de factores que llamamos "factores extragenéticos", entre los que están la alimentación, las enfermedades que puedan padecerse durante los años de crecimiento, la forma de vida, etc.

La herencia genética es el factor que más influencia tiene, no sólo sobre la talla definitiva, sino también en el ritmo de maduración ósea, mas rápido o mas lento.

Por lo general, los padres bajos suelen tener hijos bajos, aunque esto no siempre es cierto, ya que los genes que se heredan no sólo son de los padres, sino de otros antepasados.

La talla esperada para un chico, en función de la talla de sus padres, se conoce como "talla diana" u "objetivo de talla genética". También existen gráficos especiales para relacionar el percentil de crecimiento de un niño con la talla media de sus padres.

En principio, no debe sorprender que un hijo de padres bajos sea bajo. Pero esto no ha de servir de justificación para dejar de estudiar al niño. Aunque no es habitual, puede ocurrir que en una familia de bajos todos tengan un trastorno que se pone de manifiesto al estudiar a uno de los miembros de la familia.

El nombre médico para los niños "tardanos" es "Retraso Constitucional del Crecimiento", y no representa una enfermedad, sino una forma peculiar de desarrollo.

Estos chicos suelen nacer con un peso y talla normales y, a partir de los 6-12 meses, enlentecen el ritmo de crecimiento, situándose en los valores más bajos de las gráficas de percentiles. Este enlentecimiento se debe a una maduración lenta del esqueleto, por lo que la edad ósea se va quedando atrasada respecto a la cronológica. A los 4-5 años el retraso suele ser superior a 2 años. A partir de esa edad, los niños vuelven a crecer a un ritmo normal en paralelo al percentil 3.

Al llegar a los 12 ó 13 años no se produce la aceleración del crecimiento propia de la pubertad, ni se inicia la maduración sexual, ni avanza el desarrollo esquelético y la talla se vuelve a alejar claramente de los valores normales para la edad cronológica.

Finalmente, cuando la edad ósea es de 12 a 13 años en los niños y de 10 a 12 años en las niñas, lo que suele suceder entre los 16 y 19 años de edad, sobrevienen los cambios puberales y al final se alcanza, en la mayoría de los casos, una talla adulta normal.

Alrededor del 80% de estos niños suelen tener antecedentes de familiares con crecimiento similar.

En ocasiones, sobre todo en varones, la talla baja y el retraso en la aparición de los caracteres sexuales secundarios puede crear problemas graves de adaptación psicosocial, debido a una afectación de la autoestima, por lo que es adecuado informar de que se trata de una variante en el crecimiento y que el resultado final será aceptable, como parece que es su caso.

No obstante consulte con su Pediatra sobre el tema.

Consultas atendidas por el equipo médico de tuotromedico.com
¿Qué médico me puede tratar?
Buscar
Servicio ofrecido por abcmedico.com
Preguntas relacionadas ¿qué significa el término hipoplastia referido a un bebé? Mi hija de 13 años pesa 52.1 Kg. y mide 155 cm. ¿Podemos hacer algo para que acelere su crecimiento? Una niña de 12 meses que hace tres meses que no aumenta de peso. ¿Qué puede ser? A mi hija de poco más de un año le están creciendo las glándulas mamarias y tiene un retraso motor de 3 meses. ¿Puede tratarse de una enfermedad rara? Mi hijo de dos años y medio no habla. Se han descartado problemas auditivos, autismo y retraso. Necesito ayuda. Mi hijo pequeño de casi 3 años habla muy poco y mal, además le gusta llamar la atención. ¿Es normal?
¿Es Ud. Médico?
Compartir
Ver también
  • Crecimiento y desarrollo normal del bebé
  • Tablas de crecimiento
  • NoticiasFrenar el 'bulling': una tarea de todosEl bullingo o acoso escolar es una conducta de repetición y puede ser física, verbal o relacional...Hasta el 80% de los niños es portador asintomático del neumococoAunque son muchos los patógenos que originan esta enfermedad, el neumococo es la segunda causa y produce altas tasas de mortalidad y morbilidad....
    Leer todas


    PUBLICIDAD



    Nosotros subscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundacin Salud en la Red
    Subscribimos los Principios del cdigo HONcode
    Acerca de | Publicidad | Criterio publicitario | Privacidad | Cuadro médico | Conozca las limitaciones de este servicio

    Actualización: Abril 2014

    Contacto: info@pulsomed.com