PUBLICIDAD
Patrocinio
Compartir
Ver también
  • Medicamentos en hipertensión
  • Antihipertensivos comerciales
  • Antihipertensivos genéricos
  • Unidad Coronaria
  • NoticiasLa crisis frena la caída de la mortalidad por enfermedades cardiovascularesEn 2012 aumentó tras 20 años de descenso, afirma el presidente de la Sociedad de Cardiología. El coste de estas dolencias casi se doblará hasta los 8.800 millones en 2020, según un estudio...Los deportistas profesionales reducen su mortalidad en un 33% respecto a la población generalLos deportistas profesionales tienen un ratio de mortalidad más bajo con respecto al resto de la población y un menor riesgo de morir por las enfermedades crónicas y mortales más importantes en la actualidad....
    Leer todas

    PUBLICIDAD

    Cómo tomarse la tensión


    Otros nombres
    • Esfigmomanómetros

    Información general

    Si sufre Ud. hipertensión arterial (HTA), una parte necesaria del tratamiento es monitorizar la TA, lo que puede hacerse en casa, por medio de aparatos llamados esfigmomanómetros.

    Hay esfigmomanómetros de muchos tipos, pero en general todos incluyen una vejiga de goma hinchable incluida en un manguito de tela, y un sistema de medición de presión conectado a este manguito, sea con una columna de mercurio o con un sistema de diafragma metálico. Los esfigmomanómetros se complementan con un fonendoscopio normal, que puede estar incluido en el aparato o ser un elemento aparte.

    Para tomarse la tensión, siéntese tranquilamente 5 minutos, sin haber fumado ni tomado café y con la vejiga vacía.

    1. Ponga el brazo izquierdo si es diestro y viceversa a la altura del corazón, apoyándolo en una mesa o el brazo del sillón.
    2. Ponga el manguito alrededor del brazo desnudo, entre el hombro y el codo.
    3. Coloque la campana del fonendoscopio en la flexura del codo, justo por debajo del manguito del esfigmomanómetro.
    4. Bombee la pera con rapidez hasta que la presión alcance 30 mm Hg más de la máxima esperada.
    5. Desinfle el manguito lentamente, haciendo que la presión disminuya 2 a 3 mm Hg por segundo. Escuche el sonido del pulso a medida que cae la presión. Cuando el latido se hace audible, anote la presión, que es la TA máxima o sistólica. Siga desinflando. Cuando el latido deja de oírse, anote de nuevo la presión, que es la TA mínima o diastólica.
    6. Repita el proceso al menos una vez más para comprobar las lecturas.

    Actualmente existen esfigmomanómetros electrnicos,ó más caros pero más fáciles de usar ya que no llevan fonendoscopio. Un chip electrónico hace la tarea de detectar el pulso, y un lector digital lee la TA. La fiabilidad de estos sistemas depende de variables que a veces dificultan su medida y por ello tienen errores. Cuidado.