Alergias

Vacuna contra la alergia

Alergias
>
Vacuna contra la alergia

¿Qué otros nombres tiene?

  • Inmunoterapia con alergenos

  • Hiposensibilización

¿Qué es la vacuna contra la alergia?

La inmunoterapia con alergenos en las enfermedades alérgicas consiste en administrar cantidades gradualmente crecientes de un extracto alergénico a un paciente para mejorar la sintomatología causada por la exposición posterior al alergeno causante.

Justificación de la vacuna

En los últimos años, diversas organizaciones y sociedades científicas internacionales como por ejemplo el grupo de trabajo en inmunoterapia de Inmunoterapia de la EAACI (European Academy of Allergology and Clinical Immunology) y el comité de Inmunoterapia de la ESPACI (European Society of Pediatric Allergology and Clinical Immunology) han hecho públicos diferentes informes sobre inmunoterapia. Recientemente la OMS ha publicado una normativa sobre inmunoterapia fruto de la reunión de expertos en inmunoterapia celebrada en Ginebra en 1997.

Estas recomendaciones han sido necesarias ya que como se ha podido demostrar en varios países y concretamente en España, el uso o más bien el desuso de la inmunoterapia ha condicionado entre otras cosas un mayor costo del tratamiento del asma.

Por otro lado está la fuente científica con la presencia de numerosos trabajos científicos sobre el efecto beneficioso de la inmunoterapia subcutánea con alergenos específicos en el tratamiento de las de las enfermedades alérgicas respiratorias producidas por aeroalergenos y mediadas por IgE. El problema de la Inmunoterapia ha sido motivo de controversia y discusión desde que se empezó a utilizar por Noon y Friedman en 1911. Sus resultados no han sido aceptados fácilmente ya que la metodología y la valoración de los estudios han sido muy heterogéneos.

El documento sobre Inmunoterapia, recientemente publicado por la OMS destaca que los estudios controlados han confirmado la eficacia de la Inmunoterapia en la rinitis alérgica y conjuntivitis inducidos por polen y en general es eficaz cuando se valoran los síntomas bronquiales y la necesidad de la medicación. La inmunoterapia con ácaros reduce los síntomas y/o la necesidad de medicación especialmente en niños, aunque en algunos estudios los resultados no son tan concluyentes, pero que en los pacientes monosensibilizados a Dermatophagoides pteronyssinus los niños presentan una mejoría significativamente mayor que los adultos.

La importancia de esta normativa internacional radica en que está avalada por la Organización mundial de la Salud OMS y por importantes organizaciones y Sociedades científicas internacionales relacionadas con las enfermedades alérgicas respiratorias cuyos miembros utilizan la inmunoterapia como vacunas alergénicas.

¿Cómo se debe administrar la vacuna?

Junto a la forma tradicional de Inmunoterapia subcutánea, se están desarrollando otras vías de aplicación de extractos para el tratamiento de las enfermedades alérgicas: La inmunoterapia nasal, bronquial, oral y sublingual han sido cuidadosamente evaluadas por el grupo de trabajo en "inmunoterapia local" concluyendo que la Inmunoterapia bronquial y oral, no son recomendadas para la practica clínica, excepto como parte de estudios controlados y en cuanto a la Inmunoterapia nasal y sublingual parece que son precisos mas estudios para ser recomendadas de forma general en niños como alternativa a la Inmunoterapia subcutánea. Este tema ha sido tratado anteriormente.

En el consenso de expertos avalado por la OMS se consideran útiles las vacunas alergénicas en patologías relacionadas con mecanismos IgE dependientes, por ello se debe demostrar la existencia de la enfermedad, su causa mediante pruebas cutáneas o medición de IgE específica, y la relación entre ambos procesos enfermedad-alergia.

El objetivo que se persigue con la inmunoterapia debe de ser doble:

  • Global. La inmunoterapia forma parte del tratamiento de la alergia como factor etiológico, pero se debe complementar con un control ambiental adecuado y con el tratamiento preventivo y sintomático adecuado.
  • Dinámico. Todas las medidas de control ambiental y de tratamientos preventivos y sintomáticos deben ser ajustadas a la necesidad en cada momento del proceso, y en muchos casos pueden suspenderse.

Otro tema que se aborda en esta normativa es la existencia de la alergia como enfermedad sistémica, es decir que afecta a otros órganos a la vez y en el mismo paciente coexistirán la conjuntivitis, la rinitis y el asma en mayor o menor medida, por ello la visión del asma como un aspecto de una enfermedad sistémica ayudará a entender mejor las indicaciones de la Inmunoterapia.

Fuente: WHO Position Paper. Allergen immunotherapy: therapeutic vaccines for allergic diseases. J Busquet, R Lockey, H J Malling. Allergy 1998; 53: 1-43

¿Qué médico me puede tratar?

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario

Guías a las que pertenece

Alergias
Publicidad
Publicidad