Salud en la Mujer

de 1 Valoraciones

Vacuna virus del papiloma humano

Salud en la Mujer
>
Vacuna virus del papiloma humano

¿Qué otros nombres tiene?

  • Vacuna contra el VPH

  • Inmunización contra el VPH

¿Qué deberíamos saber?

El fundamento de las vacunas contra VPH es el mismo que otras vacunas que protegen contra otras infecciones virales. Es decir, que se trata de estimular el sistema inmune contra ciertas proteínas similares a los virus que no son infecciosos pero que producen una respuesta de inmunoglobulinas contra el virus de papiloma humano. Estas proteínas son las mismas o similares a las que se encuentran en los virus del papiloma humano y por ello la respuesta inmunitaria, del individuo vacunado, ya tiene un recuerdo para eliminar estos virus, lo cual es el fundamento de todas las vacunas.

Al tener un sistema inmunitario preparado, la infección por el virus VPH se elimina precozmente y no da lugar a infecciones crónicas y por ende modificaciones cancerosas en las células del organismo.

No se ha podido demostrar que los cambios cancerosos estén prevenidos por las vacunas, solo previenen de la infección.

¿Qué tipos existen?

Las vacunas ya existentes previenen de las infecciones de los tipos de VPH 16 y 18, que son los dos tipos de VPH de "alto riesgo" que causan la mayoría (70 %) de los cánceres cervicales. Además también hay vacunas contra los tipos 6 y 11 de VPH, que causan el 90% de las verrugas genitales. Su eficacia es radical, han demostrado la prevención de casi el 100% de los cambios precancerosos, al menos por 4 años tras la vacunación.

  • Gardasil® (Sanofi Synthelabo/Merck). Es una vacuna contra los tipos de VPH, 6, 11, 16 y 18. Gardasil se administra en una serie de tres inyecciones intramusculares en 6 meses.
  • Cervarix®, (GSK). Es una vacuna contra los tipos de VPH, 16 y 18. Las pautas son similares a la anterior, tres dosis en 6 meses.

Estas vacunas no previenen contra otros tipos de VPH por ello hay al menos una tercera parte de los virus del VPH que no están cubiertos con estas vacunas. Por ello se recomienda seguir haciendo, a pesar de estar vacunadas, de revisiones periódicas ginecológicas y de citologías de Papanicolau a las mujeres.

Para que su eficacia sea tangible se deben hacer vacunaciones masivas en la adolescencia. Se recomienda ponerla antes del comienzo de la actividad sexual entre los 9 y 26 años de edad. El problema es el costo que puede oscilar entre 300 a 500 Euros por persona.

No tienen efectos secundarios más allá de las propias reacciones locales inflamatorias los primeros días.

Su eficacia demostrada es de 4 años, a partir de los cuales se está planteando hacer revacunaciones de refuerzo.

No se sabe la eficacia de la vacuna en personas ya infectadas o con cambios demostrados de la mucosa cervical, es decir con la infección crónica y alteraciones precancerosos demostradas previamente.

¿Qué médico me puede tratar?

Bibliografía

  • Fitzpatrick’s Dermatology in General Medicine (8th Ed) 2008, Lowell A. Goldsmith, Stephen I. Katz, Barbara A. Gilchrest, Amy S. Paller, David J. Leffell, Klaus Wolff, ISBN: 978-0-07-171755-7, Pag. 2433. (Inglés)

Valoración

¿Te ha resultado útil la información de esta página?
Nada útil
Muy útil

Correo electrónico (Opcional):
Añadir un comentario
Publicidad