Publicidad
Compartir
Ver también
  • Causas de un bebé prematuro
  • Enfermedades en el Bebé Prematuro (II)
  • Parto Prematuro
  • Pronóstico del bebé prematuro
  • NoticiasGoogle Glass para ayudar a los niños autistasEl experimento tiene como objetivo que aprendan a reconocer las caras y a interactuar con su entorno...Muere un niño de 3 años infectado por enterovirusLos análisis posteriores han revelado la existencia del virus, pero el Departamento de Salud de Catalunya no tiene la "certeza" de que éste fuera la causa de la muerte....
    Leer todas

    PUBLICIDAD

    Enfermedades del bebé prematuro (I)

    PUBLICIDAD



    Información general

    Los recién nacidos prematuros (en general nos referimos a menos de 35 semanas de embarazo) tienen unos riesgos propios en general derivados de la falta de madurez de los diferentes órganos y por ello o no funcionan bien o están más expuestos a agresiones externas.

    Síndrome de dificultad respiratoria

    El Síndrome de Dificultad Respiratoria aparece como consecuencia de la falta de proteína surfactante que es la encargada de que los alvéolos pulmonares tengan elasticidad y permanezcan inflados o expandidos.

    Suele aparecer en bebés prematuros de menos de 34 semanas, y se aprecia por la dificultad para respirar, que mediante análisis y Rx puede confirmarse.

    Se trata con asistencia ó ayuda en la respiración y administración de oxígeno y la aplicación de sustancia sufactante. En algunos casos es necesaria la respiración totalmente asistida al comienzo, pero con la sustancia surfactante el pronóstico y la supervivencia han mejorado radicalmente este problema.

    Apnea del sueño

    Los bebés prematuros por una inmadurez del sistema nervioso vegetativo (de movimientos involuntarios), no tiene ritmo para respirar adecuadamente y hacen paradas respiratorias prolongadas, asociadas a paradas cardiacas. Por ello deben de estar en vigilancia constante y darle estímulos reflejos en las plantas de los pies cuando tengan estas paradas.

    La persistencia del conducto arterial

    El conducto arterial o ductus arteriosus es el responsable de oxigenar la sangre del feto dentro del saco vitelino, sin que sea necesario la oxigenación de esta a través de los pulmones. Si este conducto persiste y no se cierra al nacer la sangre pasará por los pulmones del bebé solo en parte y otra parte por este conducto pero sin tener ya la placenta para tomar sangre oxigenada y por ello se produce una sobrecarga cardiaca del recién nacido.

    Normalmente este conducto se tiene que cerrar después del nacimiento para que la sangre pueda circular hacia los pulmones y absorber oxígeno.

    Este problema se diagnostica mediante una ecocardiografía y se tratan con ciertos medicamentos para forzar su cierre o en caso refractario a la medicación con Cirugía.

    La displasia broncopulmonar

    En los bebes prematuros por problemas como los anteriormente citados suele ser necesaria la respiración asistida y la oxigenoterapia, si estas son necesarias por más de 28 días suele quedarse un problema pulmonar con acumulo de líquido en los pulmones y cicatrices y lesiones pulmonares crónicas. El diagnóstico de estas lesiones se puede realizar mediante Rayos X de Tórax.

    El tratamiento es sintomático con medicación para ir suspendiendo la respiración asistida de forma progresiva. Suele mejorar la respiración durante unos años y quedar asintomático en algunos casos pero en otros quedan lesiones crónicas con la presencia de broncopatía crónica en el adulto.

    PUBLICIDAD
    ¿Qué médico me puede tratar?
    Servicio ofrecido por abcmedico.com
    Preguntas relacionadas A mi mujer le van a provocar el parto en la semana 33 y ya le han puesto tres dosis de corticoides al feto. ¿Es correcto este tratamiento de maduración pulmonar?
    Nosotros subscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundación Salud en la Red
    Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode.
    Compruébelo aquí.
    Acerca de | Publicidad | Criterio publicitario | Privacidad | Cuadro médico | Conozca las limitaciones de este servicio

    Actualización: Junio 2016

    Contacto: info@pulsomed.com