PUBLICIDAD
Patrocinio
Compartir
Ver también
  • Ictericia
  • Síndrome de Gilbert
  • Bilirrubina
  • Análisis de sangre
  • Síndrome de Dubin-Johnson
  • NoticiasEjercicio diario, dieta sana y muchas horas de sueño, claves para la vuelta al cole de los niños Los pediatras recomiendan una hora de ejercicio diario mínimo para los niños. Los más pequeños deben dormir un mínimo de entre 9 y 11 horas diarias. Hay que ir acostumbrándoles a acostarse pronto y seguir los horarios habituales un par de semanas antes de volver al cole. El desayuno es clave y debe cubrir el 25% de sus necesidades calóricas diarias. ...Los hospitales tendrán el control sobre la vacuna de la varicelaSanidad acuerda que sea de uso hospitalario y no se podrá adquirir en las farmacias bajo ningún pretexto....
    Leer todas

    PUBLICIDAD

    Ictericia neonatal


    Ictericia neonatal

    La ictericia (tinte amarillo de la piel y las mucosas) es una situación que ocurre cuando aumentan los niveles en sangre de un pigmento amarillo llamado bilirrubina.

    La bilirrubina procede de la degradación de otro pigmento, la hemoglobina, que guardan en su interior los glóbulos rojos y que es necesario para la oxigenación de los tejidos. Cuando los glóbulos rojos se rompen por cualquier motivo, la hemoglobina se libera y se convierte en bilirrubina. Una vez que la hemoglobina se ha convertido en bilirrubina, ésta llega al hígado, se conjuga con un ácido que la hace más soluble, y se elimina así por la vesícula biliar, en forma de bilis, al intestino (donde sirve de ayuda en el proceso de digestión).

    La ictericia en recién nacidos ocurre cuando el recién nacido desecha la sangre materna que circula aún por sus vasos y empieza a utilizar su propia sangre para oxigenarse. La hemoglobina de la sangre materna se convierte así en bilirrubina, que en los primeros días de vida puede aumentar mucho en sangre.

    La ictericia en recién nacidos es pues, generalmente, fisiológica, benigna, y autolimitada.

    Hay otras muchas causas de ictericia en recién nacidos asociada a enfermedades, que se caracterizan fundamentalmente por una ictericia muy grave y persistente. Son todas aquellas situaciones asociadas con problemas congénitos en las vías biliares, y que precisan de valoración pediátrica inmediata.

    Fototerapia

    La ictericia en recién nacidos aparece en el primer día de vida en casi todo recién nacido y cede sola en los primeros días. Si no es así, uno de los tratamientos empleados en la ictericia neonatal fisiológica o "normal" es la exposición del recién nacido a luz visible, bien en el espectro del azul, o bien a luz blanca de amplio espectro.

    La luz convierte a la bilirrubina en isómeros (formas de la molécula) más solubles, que se eliminan rápidamente por el hígado sin necesidad de conjugarse con un ácido, como la bilirrubina normal.

    Dado que se producen muchos efectos biológicos por la exposición a la luz brillante, la fototerapia sólo debe utilizarse cuando esté específicamente indicada (bilirrubina en sangre cercana a 3-4 mg/dL y exclusión de problema de vías biliares). Y siempre se deben filtrar los rayos ultravioleta mediante una pantalla de cristal o plexiglás, así como proteger los ojos del niño.

    La forma más sencilla de fototerapia consiste en colocar al recién nacido cerca de la luz indirecta de una ventana, en un cuarto luminoso. Esto ayudará al pequeño a superar su ictericia neonatal normal.